Se compran revistas de coches antiguas

Ofertas en el email

pieldetoro.net@gmail.com

 

 

 

 

 

 

Seat 1430 FU-11

    

 

Del FU-11 no me gustan las llantas, por ejemplo; ni me gustan las cubiertas con que lo probé; ni me satisface el líquido de frenos. En lógico que así sea, como tampoco me gustan las ruedas de tacos para andar por asfalto, ni tengo líquido de competición en el circuito de mi coche de turismo. Al adquirir un FU-11, también llamado Réplica, uno adquiere un coche súper especial, copia de los que usan los pilotos del equipo oficial Seat en los rallyes. Se entiende que no se pueden montar unas llantas determinadas, ni unas cubiertas de tal marca, ni muchas otras cosas, porque probablemente tampoco gustarían a todos. Entonces, lo que se hace es ofrecer un coche completo, a semejanza de los coches oficiales, a falta de esos detalles que son tan personales del piloto y que en muchos casos son de variación constante; de manera que si el FU-11 lo vendieran con las llantas "X" de aleación y unas fabulosas cubiertas "racing" tampoco me gustarían , quizá, ni las cubiertas ni las llantas.

 

Si yo comprase el FU-11 lo haría porque podría disponer de un automóvil concebido, preparado, montado, reforzado para la competición. Luego sería yo quien tuviese que terminar de ponerlo a mi gusto o en condiciones de correr tal o cual prueba.

  

De lo que no hay duda es de que el motor es "un tiro", con sus 135 CV DIN. que todavía admiten ser exprimidos un poco más, aunque dan de sí todo lo que ofrecen. El "tirón" del coche es realmente impresionante, para disfrutarlo desde el primer acelerón. Buena parte de este precioso sonido de potencia, de ese ametrallamiento se debe a la presencia de dos carburadores verticales, de rápida respuesta. Al ponerlo en marcha, el ruido hace volver la cabeza a todas las personas que están en las proximidades. La potencia suena, suena bien, suena agradablemente. Suena rotundamente. Es el primer síntoma de que allí no hay trampa ni cartón. Los 135 caballos están dispuestos a la arrancada.

 

Hay que soltarlo poco a poco, desde luego, sobre todo en ciudad, porque se puede pasar uno los semáforos de dos en dos, y un piloto debe ser ante todo un conductor ejemplar. El embrague funciona con suavidad, de modo muy progresivo, y al principio lo tanteamos varias veces. La caja de cambios está dura, sin rodar. El coche -digámoslo antes de seguir adelante- está casi nuevo, con un escaso centenar de kilómetros rodados. Se nota que la palanca ha hecho muy pocos recorridos, y todos sabemos que la caja de cambios, como los frenos, como el motor, necesitan un rodaje, un uso, una puesta en servicio. Intentamos mover bastante la palanca durante un corto trayecto por la ciudad en el que los demás automovilistas nos prestan una gran atención "Será el ruido", pensamos. Pero que a la vista hay más cosas.


 

BASTANTES COSAS A LA VISTA

 

En primer lugar, un color rojo vivo, fuerte, brillante. Un color que no es de serie, que destaca en el tráfico urbano, como destaca en la carretera, bajo el sol. Incluso de noche es visible.

  

 

 

Además llama la atención la barra antivuelco, que ya se ofrece montada en el coche naturalmente conforme con las especificaciones de los organismos depositarios de la autoridad deportiva.

  

O quizá sean los cinturones, de arnés, que llevamos ya colocados. Por cierto, cinturones que durante la prueba se han mostrado ineficaces, sin duda por defecto de fabricación. La cinta cedía al pasar por la hebilla y había que tensarla de cuando en cuando.

  

Tal vez sea el casco, que llevamos atrás, colgado de la barra diagonal.

  

Lo cierto es que uno se siente mirado a los mandos de este coche. Digámoslo correctamente. El mirado es el coche.

  

En ciudad es una lata circular, porque está uno deseando pisar un poco el acelerador, y si se hace, el coche sale disparado y hay que andar haciendo frenadas a todo tren. Claro que también hemos probado llevarlo tranquilo, y la verdad es que el par motor desde donde tira el coche está bajo, aunque el auténtico par motor esté un poco más arriba. Lo que quiero decir es que desde dos mil y pico de vueltas se tiene la tercera para andar por Madrid.


 

POR AUTOVÍA EN QUINTA

  

Por fin, ya en carretera, hacemos una segunda alta de vueltas y pasamos a tercera. Ya han empezado a trotar los caballos, pese a que, como sabemos que el coche no tiene apenas rodaje, nos da grima pisar para subir el cuentavueltas. La tercera se dispara y pasamos a cuarta. Hay pedal para dar y tomar. Podríamos estirar esta cuarta velocidad hasta los 150 kilómetros por hora, es decir, adelantar en una autopista. Como estamos en una autovía, no llegamos más que a 110. A esa velocidad, que es la legal, pasamos a quinta. Nos quedamos en 3.400 vueltas. El pedal apenas va tocado, y queda mucho acelerador por pisar. El motor, ahora, apenas hace ruido. Pero basta un pisotón suave al acelerador para que el motor brame. La recuperación es inmediata.

 

 

 

En los primeros adelantamientos seguimos con la quinta, que sube rápidamente a los 130 permitidos.


 

LO QUE SE ECHA DE MENOS

  

Se echa de menos un retrovisor externo en la circulación normal. El que le va, por supuesto, es de los de tipo "obus", los más aerodinámicos, los deportivos. Pero en este coche es un detalle también muy personal, y seguro que si se montase en serie habría muchos usuarios que lo cambiarían.

 

 

 

También se echa de menos un termómetro de temperatura  de aceite, que no debería ser eléctrico, claro. Otra cosa a añadir es el termómetro graduado de temperatura del agua, que viene señalada por una aguja situada en escala de colores indicativa. Tampoco es "deportivo" el volante, pero colocar uno u otro en un coche de estas características es algo de gusto muy personal. Como es de gusto muy personal colocar tal o cual flexo lector de mapas, o colocarlo en un sitio o en otro. Ya son cosas que cada uno pone cómo y dónde quiere. Y pone las de la clase o marca que quiere. Por eso, sin duda, el coche sale con estos aditamentos que son variables a gusto del consumidor, dentro de las normas, como si fuesen de serie.


 

BARRA DE QUITA Y PON

 

El coche, tal y como nos lo han cedido, monta los asientos de lujo del FU (Seat 1430-1600), los delanteros con reposacabezas y los posteriores con apoyabrazos central escamoteable. También, como dijimos, trae colocada la barra antivuelco. Parece que una cosa y otra se dan de bruces, puesto que en realidad para ir por la carretera, como ahora, no hay forma de acoplar en los asientos posteriores a dos personas, que acabarían con su cuerpo lleno de chichones con la barra.

  

Pero es que el coche en principio se nos dio como FU-11, es decir, como Réplica; o sea, coche semejante al del equipo oficial de rallyes de la marca. Que uno corre en rallyes: pues deja la barra antivuelco colocada y listo. Que uno se va con sus amigos de paseo. Pues retira la barra antivuelco y listo también. El coche, en todos los sentidos, admite los dos usos.


 

"ZURRÁNDOLE"... UN POCO

 

Ahora bien, como se disfruta este coche es "zurrándole" para sacar al aire toda la alegría que esconde su motor. Una vez metidos en la sierra madrileña es un gozo oír retumbar entre los montes su sonido bronco. Uno se siente metido de lleno en una prueba de velocidad de un rallye, y los viejos recuerdos se amontonan. Nos vamos a Morcuera, donde tengo tantas referencias de otros coches y de tantos rallyes. Los cambios de velocidad se suceden y los acelerones en vacío, al hacer el doble embrague, llenan otra vez de venenillo mi sangre.

 

 

 

El coche se tiene bien, aunque sin duda la suspensión es blanda para correr a todo lo que puede dar de sí el coche. La cosa, si bien se mira, es lógica, porque cada piloto que se compre este FU-11 pondrá la amortiguación a su gusto, a su particular estilo de conducción. Yo la llevaría más dura, claro; pero para circular con cuatro personas va como debe ir.

 

Tampoco tiene mucho sentido las Michelin ZX que lleva este FU-11; pero volvemos a las mismas. Para correr un rallye dispondremos de varios juegos de ruedas, ya montadas en sus correspondientes llantas. Para uso normal pueden valer, aunque no sean mis favoritas, las cubiertas que llevo ahora.

 

A base de frenadas, bajando, el líquido de frenos acusa su debilidad. No es líquido de competición, porque yo pondría tal marca, pero otro comprador pondría tal otra, y entonces Seat lo que hace es poner el líquido de serie, de modo que para uso normal sirva de sobra. Y yo cambiaría seguramente las pastillas; bueno, las cambiaría varias veces en un rallye. Pero no las cambiaría para irme a Barcelona con tres amigos ni el viaje de ida ni en el de vuelta.


 

CON AUTOBLOCANTE

 

El asfalto, en algunas curvas, está blando. No se puede entrar "pasado" porque el piso no ayuda nada a las cubietas. En los virajes que están en sombra ya se puede apretar más. El autoblacante se nota, y se nota favorablemente, claro, de modo muy particular en las "paellas", donde con el coche de serie, cuando entras "desmadrado", la rueda trasera del interior del viraje, pierde adherencia y se notan los rebotes. Me parece muy correcta la relación de este autoblocante y su funcionamiento intachable. Es curioso que durante las pruebas dejé el coche a un amigo, conductor normal de cada día, y cuando le pregunté si había notado algo especial en las curvas muy cerradas me dijo que sí, que el coche parecía más estable, pero que en algunas le había hecho "extraños", como si apoyase más la rueda exterior a la curva. Por supuesto que este hombre no había conducido jamás un coche con autoblocante. Luego, a mi lado, la verdad es que con cierto susto, le bajé por Canencia y le hice ver cómo funciona el dichoso autoblocante. Este sí que es un elemento que Seat monta en fábrica, en serie, dentro de este coche especialísimo, porque ya será raro que el piloto tuviera capricho por tener un autoblocante con una relación diferente de reducción.


 

LA 9/40

 

La caja de cambios va ya más suave. La segunda entra fácil y rápida. Me parece muy conseguida la relación final del puente, de prestaciones brillantes, pero que sirve para circular en viaje normal de carretera. Luego, como siempre, cada uno puede hacer otra elección; como si quiere variar la relación de la caja de cambios. Pero todo este entra en el campo de la elección de "grupo" para correr en pruebas de carretera.

 

En alta, y alta son 5.000 y algo de vueltas en algunos ratitos, porque el coche está nuevo y da pena "zurrarle", es donde el motor zumba de verdad y donde se empieza a coger gusto a la conducción. Bastan unos kilómetros para saborarla, porque a uno le duele la mecánica, en este caso prestada y apenas sin estrenar.

 

Para hacer una prueba basta con tirar alrededor de las 4.000 r.p.m. y jugar a descansar de cuando en cuando al motor. Las posibilidades de éste no crea que se puedan exprimir a fondo en carretera abierta. Con estar acostumbrado a llevar bastantes más caballos debajo del pie, encuentro que los 135 de este FU-11 son muy respetables y poderosos. Y encuentro también un acierto la incorporación de los carburadores verticales, porque los horizontales suelen dar problemas de descebe; en éstos no los he advertido en ningún momento.

 

Si quisiera destacar el hecho de que salí con las presiones en rueda que especifica la fábrica y las encontré acertadas, lo que me extrañó porque no es normal. Luego, tras una larga parada a comer, coche en la sombra y al fresco de la sierra, las varié, pero me hubiera quedado mejor con las de la mañana. Para una conducción "alegre" pero no "apretada" van bien, y están pensadas en función del reparto de pesos por eje.


 

SOLO RETOQUES PERSONALISIMOS

 

Yo terminaría diciendo que el FU-réplica o FU-11, o coche Seat de rallyes, es una obra muy especial de la fábrica, que incorpora todos los esfuerzos de carrocería de los coches oficiales de competición (incluido el refuerzo de la patilla en que se aloja el gato para el cambio de ruedas, todo un buen detalle), que tiene unos estupendos caballos y que sólo es retocable en aquellos puntos en que el gusto o el estilo de conducción de cada piloto son decisivos. Por lo demás es un coche fuera de serie.

 

Todavía me resuena en los oido el rugido de su motor subiendo el puerto de la Morcuera...


 

 

   
 

CARACTERÍSTICAS TÉCNICAS

 

MOTOR

Posición: Anterior

Ciclo-tiempos: Otto-4

Cilindross (número y posición): 4 en línea

Diámetro y carrera de los pistones: 84 x 79.2 milímetros

Cilindrada total: 1.756 c.c.

Relación de compresión: 9:8 (?)

Potencia máxima: 135 CV DIN 99.2 KW  6.400 revoluciones por minuto

Momento máximo: 15.9 mkg. DIN, 4.800 revoluciones por minuto

Relación peso/potencia: 7,22 kg/CV

ALIMENTACIÓN

Tipo: Bomba doble membrana.

Carburador: Número 2. Tipo Bressel 44 IDF vertical de doble cuerpo, con apertura simultánea de mariposas.

Recuperación vapores de escape: Sí

LUBRICACIÓN

Tipo: A presión

Bombas: Tipo engranajes, válvula limitadora presión

Filtro de aceite: Tela metálica en bomba, sí, a caudal total, sí. Centrífugo

Radiador de aceite: Sí

REFRIGERACIÓN

Tipo: Con bomba

Elemento refrigerante: Agua

Regulación temperatura: Termostato y "bi-pass" en culata

Ventilación radiador con mando: Mecánico

Bujías: Champion N 7 Y

AUTOBASTIDOR

TRANSMISIÓN-EMBRAGUE

Tipo: Monodisco en seco

CAMBIO DE VELOCIDADES

Número de marchas: Cinco y marcha atrás

Sincronizadas: Sí

Relación entre engranajes: Primera, 3,667; segunda, 2,1; tercera, 1,316; cuarta, 1; quinta, 0,881; marcha atrás, 3,526

TRANSMISIÓN

Posición: Posterior

Arbol de transmisión: Tipo tubo partido en dos

Puente posterior: Tipo de semiejes

Grupo diferencial y par de reducción: Con autoblocante

Tipo: hopoide

Par de reducción: 9/40

FRENOS

Anteriores: De disco

Posteriores: De disco

Mando: Hidráulico

Tipo circuito: Doble

Servofreno a depresión: Sí

Regulación de frenada en frenos posteriores: Sí

Discos: Diámetro, 227 mm

Número de patines de fricción por disco: Dos

Area de fricción: 248 centímetros cuadrados

Freno de mano: Posición, ruedas posteriores; mando, mecánico

SUSPENSIÓN

Anterior: Ruedas independientes. Brazos oscilantes. Barra estabilizadora

Muelles helicoidales: Sí

Amortiguadores: Hidráulicos telescópicos

Posteriores: Cuatro tirantes longitudinales de anclaje. Realizan función estabilizadora.

Tirante transversal de reacciones: Sí

Muelles: Ballestas. Helicoidales

Amortiguadores: Hidráulicos telescópicos

DIRECCIÓN

Relación: 1:16,4

Número de vueltas de volante para el giro total: 2,75

RUEDAS

Llantas perfil abierto perf. : 5 J x 13"

Neumáticos: 160 SR x 13. Tipo radial

INSTALACIÓN ELÉCTRICA

Tensión: 12 V

Potencia: Alternador 540 W

Batería: Capacidad, 45 Ah

Luneta térmica: Sí

ALUMBRADO

Lámparas: Dos de faros carretera, halógenas. 55/55 W. Dos faros cruce , halógenas, 55/55 W

PESOS Y CAPACIDADES

Coche vacío en orden de marcha: 975 kilos

Coche a plena carga: 1.375 kg

Sobre el eje anterior: 625 kilos

Sobre el eje posterior: 750

Máximo remolcable (con freno): 800 kilos

Capacidad a plena carga: Cinco plazas + 50 kilos

DIMENSIONES

Ancho de vía: Anterior, 1.330 mm; posterior, 1.300 mm

Anchura total: 1.611 mm

Batalla: 2.420 mm

Longitud total: 4.042 mm

Altura total: 1.420 mm

PRESTACIONES (PENDIENTES)

Máximas superables a plena carga: En primera, 67 por 100; en segunda, 34 por 100; en tercera, 21 por 100; en cuarta 15 por 100; en quinta, 13 por ciento; marcha atrás, 65 por 100.

VELOCIDADES

Máximas a plena carga  una vez efectuado el rodaje: En primera, 41 km/h.; en  segunda 72 km/h.; en tercera, 110 km/h.; en cuarta, 150 km/h.; en quinta, 170 km/h

CARROCERÍA

Portante, reforzada. Incorpora "roll-bar", protector de carter y parabrisas "Triplex".

 

 


· Autor: Alberto Ruiz Jiménez (Campeón de España de Rallyes)

 

 
 
   

 

 

 

 

Otras pruebas relacionadas

 
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 

Comentarios de los lectores: 54
 

 

1. Alex

Yo creo q Carlos tiene razón, le contesta como se merece, hay mucha gente q sin tener ni idea suelta por su boca,tonterías en cantidades industriales, de soberbia,nada.

 

2. matacas

Pues yo fui un afortunado que pude disfrutar de este coche tanto de calle como en competicion, y jamas me arrepiento tanto de haberme desprendido de el.

 

3. rayito

Joder, Carlos. Por lo que veo sabes la ostia de este tipo de coches. Lástima que seas tan mal educado. Prefiero ser un ignorante, antes que tener tu soberbia. Lo siento, pero es lo que pienso

 

4. carlos

para cx turbo: mira haber si haces el favor de cerrar la boca, porque no tienes ni idea de la situacion de SEAT a finales de los años'70.
El 1430 era en su version basica de 70cv, canela fina, fijate este con sus 135cv. si no se quedaron con ninguno, seria porque se los quitarian de las manos, y SEAT no estaba muy boyante que digamos, ya que su socio (FIAT) lo dejo tirado como un perro a su suerte, cosa que le paso a la citroën pero al reves(PEUGEOT), que cuando estuvo a punto de desaparecer despues de tantos inventos, se salvo al entrar en el grupo PSA, donde consiguio motores y bastidores para los modelos con los que salio adelante. y para otra vez, si no sabes , no hables!! xd

 

5. andres

es impresionate

 

6. 280SL113

ojeando esta prueba, ha venido a mi mente que la fotos que aparecen son las de la prueba que lei y se edito en la revista seat de aquel año,la cual recibia mi padre mensualmente y que yo atesoraba durante mucho. hoy desafortunadamente y por problemas de espacio ya no poseo y creedme que lo lamento profundamente, cuando tuve carnet, me compre un 124d especial 1430, ya que en aquel preciso momento no se fabricaba el 1600/1800, como un año mas tarde aparecieron estas versiones y me compre el 1800 (FL82)y como bien he leido cuando pienso en el sonido que emitia esa mecanica y el comportamiento y las aceleraciones en carretera de doble sentido todavia se me eriza el vello.

 

7. lomi

lle va los colectores de escape como el 124 de 210cv

 

8. famili guy

si vais al club nacinal seat 124 1430 le dai al multimedia fotos seat competicion por las ultimas hay un 1430 co alerones sabeis si es el fu11 del que tanto se habla que esta tuneao

 

9. Fernando

Vamos a ver,estamos ante el verdadero secreto,o al menos uno de los mas importantes de la firma SEAT,se expecula demasiado pero creo que muy poca gente ha de saber la verdad de este modelo,las unidades producidas,las que se destinaron a competicion incluso las que se dedicaron a la venta particular(de calle).Yo soy FUista desde hace años de hecho poseo el FU-00 mejor conservado y digo conservado ya que jamas fue tocado de nada,ni pintura ni interiores ni nada,gente muy especializada como el amigo NORBERTO(presidente del club) que aprovecho para saludar,siempre me dijo que es unico en España por su conservacion,pero volviendo al tema de FU-11 yo solo he visto una unidad que se compro de baja pero tuve la suerte de ver antes de hacerle la transformacion actual llena de aletas de bmw y demas alerones de duduso gusto e aerodinamica negativa.....pero como digo tuve la suerte de verle en su color rojo rallye,con techo en vibilo negro y una banda adhesiva autentica en el parabrisas del mitico Pub SAVANNA de madrid,no podia ser mas autentico,nunca lo olvidare,pero señores....ERA UN FU-11 AUTENTICO.....SALUDOS.

 

10. Juan Carlos

Hola en mi juventud tube un 1430 FU 1800 y menuda maquina actualmente quisiera comprar 124
o 1430 de motores altos aun habiendo que restaurarlo si alguien sabe de alguno a la venta no dude en llamar al 627456165 o al correo.
Gracias

 

 

       Siguientes>>

 

 

Comentarios desde pieldetoro

 

Nombre: 
Email: 
CODIGO DE SEGURIDAD requerido: introduzca el  número 1234 
Comentario: 

Comentarios desde facebook
 
 

 

 

 

¡MAS DE 4.000 REVISTAS ORIGINALES!

Buscar en el texto descriptivo:
Revista: