LOTERIA DE NAVIDAD PIEL DE TORO

 

Se compran revistas de coches antiguas

Ofertas en el email

pieldetoro.net@gmail.com

 

 

 

 

 

 

Seat Sport 1430

 

VIRTUDES

DEFECTOS

¬∑ PRESTACIONES EXCEPCIONALES ¬∑ ASIENTOS: INC√ďMODOS Y NO SUJETAN
¬∑ CONSUMO MUY ECON√ďMICO ¬∑ PRECIO EXCESIVO
¬∑ TRANSMISI√ďN Y SUS MANDOS TOTALMENTE RESUELTOS ¬∑ RUMOROSIDAD MEC√ĀNICA
¬∑ DISE√ĎO EST√ČTICO Y AERODIN√ĀMICO ¬∑ RUEDA DE REPUESTO SIN CUBRIR
· FRENOS ASISTIDOS, CON GRAN RESISTENCIA AL "FADING" · FAROS POCO POTENTES
· PARACHOQUES EFICACES · ESTABILIDAD: PEOR QUE EL 1200 SPORT

 

Incuestionablemente, el Seat Sport tiene un elemento totalmente a su favor: su l√≠nea. Un coche que todav√≠a produce la pregunta "¬ŅQu√© coche es √©ste?", despu√©s de casi dos a√Īos de estar en el mercado sin la menor modificaci√≥n est√©tica, tiene uno de los factores que constituyen el "gancho" comercial que justifica su existencia: ser diferente.

Por supuesto que quienes hacen tal pregunta no son precisamente unos rabiosos aficionados, pero s√≠ lo bastante interesados como para vencer la inicial timidez e interpelar al conductor. El Sport es un coche producido en peque√Īa serie, lo suficiente para que se vea con frecuencia, pero no para que prolifere; su l√≠nea es lo bastante personal como para que no se confunda con ning√ļn otro, pero no tan llamativa como para forzar al no aficionado a enterarse de qu√© es, como puede ser el caso con un Mallorca, por ejemplo.

Lo cierto es que, cuando a los veinte meses de existencia, el Sport recibe una profunda modificaci√≥n mec√°nica, todav√≠a es un coche lo bastante poco conocido del gran p√ļblico como para tener que explicar de qu√© se trata. Quiz√° sea √©sta una de las causas que han movido a Seat a mantener su aspecto externo absolutamente igual al de la versi√≥n anterior, sin mayor modificaci6n que las siglas posteriores. Otra causa bien pudiera ser el inter√©s en no molestar a los usuarios del modelo antiguo, que al poco tiempo de adquirir el suyo se encuentran con un modelo provisto de una serie de importantes mejoras mec√°nicas que muy bien pudieron haberse incorporado desde un principio.


¬ŅQU√Č PASA EN EL TREN DELANTERO?

Claro que. si bien en el terreno mecánico todo lo modificado ha sido para mejorar, no podemos decir lo mismo de lo ocurrido en el tren delantero. Digamos, antes de seguir, que el comportamiento rutero del coche no es el que era. La cosa no es para echarse las manos a la cabeza, pero en honor a la verdad, el Sport ya no tiene aquella precisión de conducción, aquel comportamiento tan sano que invitaba a las mayores exuberancias al volante.

La primera vez que dispusimos del coche, para hacer el art√≠culo de presentaci√≥n, no hicimos sino un corto recorrido a muy pac√≠fica marcha, y las pruebas de prestaciones, en l√≠nea recta. Luego, al asistir a la presentaci√≥n com√ļn a la prensa, por un recorrido ya mucho m√°s virado y apurando m√°s las posibilidades del coche, notamos las primeras sensaciones extra√Īas; sensaciones que fue casi un√°nimemente corroborada por el resto de los colegas. Cada vez que el coche salta un rasante (no hace falta que llegue a despegar las ruedas, ni mucho menos) al caer tiende a desviarse moment√°neamente a la derecha; lo mejor es no reaccionar, y en cuanto la suspensi√≥n se nivela, todo entra en la normalidad. No obstante, el efecto es muy molesto, y puede ser causa de que alg√ļn conductor un tanto ne√≥fito se d√© un buen susto.

Una explicación que se nos dio no llegó a satisfacernos, aunque tiene visos de verosimilitud. Al instalar la nueva mecánica, ha sido preciso desplazar el conjunto, concretamente su centro de gravedad, 17 mm. hacia delante y 30 mm. hacia la derecha. Debido a ello, el coche quedaría con un cierto recargo de peso estático sobre el lado derecho, que se equilibra al instalarse el conductor solo, y vuelve a aparecer al ir dos personas. La explicación parecía y parece razonable.

La unidad que recogimos para efectuar la prueba que hoy ofrecemos, distinta a la utilizada en la presentación, ofrecía los mismos síntomas. Así que, al proceder a nuestro habitual pesaje, hicimos dos comprobaciones más, en las que el lado izquierdo nos arrojó 406 kilos, por 404 a la derecha. Es decir que, a depósito lleno, el equilibrio es perfecto. Cierto que el depósito está un poco descentrado a la izquierda, pero dando como término medio un depósito con 18 litros (los 5 de reserva no los contamos), esto supone una disminución de 9 kilos, y el ligero descentramiento de tal peso no tiene la menor influencia.

Empezamos a buscar en otra direcci√≥n. La barra estabilizadora ha sido modificada; debido al mayor tama√Īo de la caja de cambios, ahora no puede venir recta desde sus apoyos en el morro y tiene una forma como de cuernos de vaca. Lo cual no es, al menos en teor√≠a, muy favorable para una barra que hace tambi√©n el papel de tirante de reacci√≥n y empuje. Sospechando de dicha barra, procedimos a aflojarla, por si estaba tensionada y transmit√≠a peso de un lado a otro, incluso en posici√≥n est√°tica. Pero no, estaba perfectamente neutra; y sus cotas dimensionales, cuidadosamente medidas, eran perfectas.

As√≠ que procedimos a verificar las cotas del tren delantero, y aqu√≠ s√≠ que aparecieron cosas raras. La direcci√≥n estaba cerrada, con convergencia superior al cent√≠metro, lo cual produc√≠a otro efecto extra√Īo, y es que el coche entraba en las curvas en dos tiempos: en cuanto apoyaba y era la rueda exterior la que mandaba, en vez de s√≥lo la mitad, el coche "entraba" m√°s en la curva, produciendo un curioso y moment√°neo sobreviraje. Pero esto se arregl√≥ en cuanto se dej√≥ la convergencia simplemente a cero.

Pero hab√≠a m√°s: la rueda izquierda ten√≠a dos grados de ca√≠da positiva; la derecha, perfectamente a cero. En compensaci√≥n, la izquierda ten√≠a grado y medio m√°s de avance de pivote. Unido esto a la convergencia cerrada, hac√≠a que el coche fuese derecho como una vela en recta, pero que se comportase de forma extra√Īa al pasar los lomos y en las fases de entrada y salida en curva.

Lo que pasa es que las posibilidades de reglajes de esta Mac Pherson son muy limitadas, pues no hay sino la contratuerca de la punta de la estabilizadora. Optamos por dejar el avance igual en ambos lados y conformarnos con la diferencia de caída. El coche perdió algo de su estabilidad en línea recta, antes perfecta, y a cambio mejoró en parte su comportamiento en los lomos y a la entrada de las curvas. Una vez metido en ellas, y bien apoyado, su límite sigue siendo fantástico, especialmente cuando apoya en el lado en que la caída delantera es nula.

Posiblemente este problema se circunscriba a la preserie, a la que corresponden todos los coches de prueba, pero consideramos oportuno dar la voz de alerta, porque un reposicionamiento de los puntos de anclaje de los brazos transversales no es tan complicado, mientras que cualquier intento posterior de arreglo es casi imposible. Y las excepcionales prestaciones de que hace gala el Sport 1430 requieren un comportamiento rutero irreprochable, al menos si se quiere sacarle gusto sin llevar el √°nimo encogido.


EL RESTO, COMO SIEMPRE; LOS FRENOS, MEJOR

La dirección, heredada en línea directa del 127, es una cremallera bastante rápida y, como todas las de dicho sistema, muy precisa. Ayudada por los generosos neumáticos de 165/70, le confiere al coche una capacidad direccional extraordinaria. El efecto de autoalineación es lo bastante suave como para que el coche no resulte nunca pesado de conducir, ni incluso en tramos de curvas muy largos, negociados a marcha viva.

En cuanto a los frenos, la adopci√≥n de asistencia ha permitido utilizar unas pastillas m√°s duras que antes, con mayor resistencia al calentamiento. Como las llantas ofrecen una razonable refrigeraci√≥n, a trav√©s de sus ocho orificios de buen tama√Īo, el resultado es un comportamiento exento de toda cr√≠tica. En la bajada del puerto de Pajares, por el lado de Asturias, realizada con dos plazas y a muy vivo tren (hubo suerte y el poco tr√°fico que hab√≠a en dicha zona no molest√≥), tan s√≥lo se not√≥ un poco del t√≠pico olorcillo y un apenas perceptible hundimiento del pedal respecto a las primeras frenadas. luego, eso s√≠, los frenos se volvieron cantarines durante unos kil√≥metros, mientras se realizaba el proceso de enfriamiento hasta una temperatura m√°s normal.

El puesto de conducci√≥n permanece como estaba, con el pedalier no demasiado c√≥modo, por el movimiento un tanto vertical, en su primera parte, de los pedales de embrague y freno. En cambio, gracias a la nueva transmisi√≥n, la palanca de cambios se maneja mucho mejor que antes, pues los recorridos son mucho m√°s cortos y precisos. A partir de un poco m√°s de 1.000 km. en el contador, la caja funciona de maravilla, a condici√≥n de no olvidarse que la "H" formada por las marchas no queda totalmente seg√ļn el eje del coche, sino ligeramente inclinada; en cuanto se coge la costumbre de pasar de 3.¬™ a 4.¬™ alejando un poco la mano, todo resuelto.

La visibilidad es buena en conducción normal, y tiene sus reparos en maniobra, debido a la forma del coche. No obstante, lo verdaderamente criticable son los faros, de potencia inadecuada para las prestaciones que se le pueden extraer al coche en conducción nocturna. No obstante, y aunque sea un consuelo a medias, parece que Kinby tiene ya en preparación unos H-4 para este coche; la alegría sería completa si pasaran a ser equipo de origen, lo mismo que los cinturones retráctiles, que son muy convenientes para evitar la molesta gimnasia a que obligan los actuales, que por otra parte tienen una cinta que se pela, y se aflojan en cuanto no se llevan sumamente tensados.

No queremos olvidarnos de se√Īalar que la incorporaci√≥n del lavaparabrisas el√©ctrico ha sido un paso adelante; en realidad, no es sino la correcci√≥n de un detalle inadmisible en un coche de la categor√≠a del Sport.


MEC√ĀNICA: LO MEJOR DEL COCHE

Es curiosa c√≥mo unas modificaciones aparentemente no muy grandes pueden transfigurar a un coche. El antiguo 1200 Sport era un coche de excepcionales cualidades ruteras, no muy bien servido por una mec√°nica de poca elasticidad motriz, y con una transmisi√≥n un tanto fr√°gil y de manejo no demasiado agradable. De golpe, el Sport 1430 pasa a ser un coche con unos modos un tanto extra√Īos, ya relatados, que dispone de una mec√°nica impresionante en todos sus aspectos comenzando por la elasticidad, siguiendo por la potencia bruta y las alt√≠simas prestaciones y acabando por una transmisi√≥n de manejo muy agradable.

Con el nuevo sistema de carburación, ya experimentado en los 128 la elasticidad que básicamente siempre han tenido los motores Seat de la gama 124 se pone de manifiesto, En el caso de un coche de 800 kg., propulsarlo por el motor 1430 con un desarrollo a todas luces corto para la potencia del motor y la aerodinámica del coche, el resultado final es una 4.ª marcha con una capacidad de recuperación verdaderamente sorprendente.

Sobre el funcionamiento del motor no hay mucho que decir, al margen de se√Īalar su exceso de rumorosidad (o el insuficiente aislamiento ac√ļstico) en cuanto se llega a la zona de las 4.800/4.900 r.p.m. Arranca bien, mantiene imperturbable su temperatura y no consume agua ni aceite. Por cierto, el Sport no lleva el interesante dispositivo de los 128 y del nuevo 127, consistente en que el electroventilador vaya independiente de la llave de contacto; esperemos que se le incorpore en breve plazo.

El cuadro de prestaciones del coche es lo bastante expl√≠cito como para insistir demasiado sobre √©l. Digamos que, al hacer las pruebas con m√°s de 3.000 km., en vez de los 1.000 que ten√≠a la primera unidad que probamos, todas las cifras han mejorado muy en proporci√≥n, aunque no de forma espectacular. El Sport 1430 no es superado, tanto en aceleraci√≥n como en reprise, m√°s que por el FL-80, dentro de los coches actualmente en producci√≥n en Espa√Īa: en velocidad pura, por este mismo y el CX. Bueno, quedan aparte el R-5 Copa y el Alpine 1400, pero puesto que Fasa-Renault no considera interesante que la prensa los pruebe, nosotros no consideramos interesante tenerlos en cuenta. Esperemos que alg√ļn d√≠a podamos establecer comparaciones cron√≥metro en mano

Claro que si las prestaciones son interesantes, no lo son menos los consumos, que resultan sumamente econ√≥micos. El peso liviano y el buen dise√Īo aerodin√°mico, unidos al rendimiento b√°sico del motor, dan lugar a una cifra como la de 7,5 litros de consumo medio en carretera, a un crucero promediado de 110 km/h., y una media conseguida de casi 95 km/h. Recordemos que, con id√©ntica mec√°nica, el 128-3P, con un crucero casualmente similar en valor medio, arroj√≥ una media de tan s√≥lo 90 km/h. y un consumo de 7,7 litros. Es decir, que el menor peso y, sobre todo, la mejor penetraci√≥n se dejan sentir. Inversamente, el antiguo 1200 Sport, si bien con un crucero m√°s elevado (120 en promedio de pruebas), consigui√≥ 93 km/h. de media, y al precio de 8,8 litros. La ventaja de la nueva carburaci√≥n no es menos evidente, ya que el desarrollo final es el mismo.

No obstante, la autonomía que confiere un depósito de 30 litros es inadecuada. Equivale a jugar en la práctica con 25 litros, y esto no permite viajes de más allá de 330 kilómetros; es poco.

PRESTACIONES

Reprise

 

400 metros, en 4ª., a 40 km/h

19”0/10

1000 metros, en 4ª., a 40 km/h

35”2/10

Aceleración

 

400 metros, con salida parada

18”1/10

1000 metros, con salida parada

33"7/10

Velocidad m√°xima

 

km/h (a 6.230 r.p.m.)

164,01

CONSUMO

Itinerario

Crucero (km/h)

Consumo (l/100km)

CIUDAD

-

11,76

MIXTO

-

7,41

CARRETERA

90 6,39

"

100 6,26

"

110 7,95
" 120 7,76
" 130 8,36
" Lo posible 8,44
RESUMEN CARRETERA 109,7 7,51


¬ŅPARA QUIEN SON LOS RESPALDOS?

En el interior del coche, el nivel de acabado es bastante bueno: decimos acabado, no dise√Īo, aunque a nosotros particularmente nos gusta el aspecto interior del habit√°culo. Cambiar√≠amos de posici√≥n el reloj con el man√≥metro, pondr√≠amos reostato de iluminaci√≥n y testigos del cuadro (muy necesario, porque brillan en exceso y se reflejan en el parabrisas de noche), y sobre todo, cambiar√≠amos el sistema de climatizaci√≥n, o mejor sus mandos, que est√°n inaccesibles. Quiz√° los futuros cinturones eliminen este problema. El resto de los detalles est√° bien, y el coche queda bastante completo con sus reci√©n incorporadas luces de emergencia.

Pero hay dos detalles que precisan claramente de soluci√≥n; lo malo es que hace veinte meses todas las cr√≠ticas fueran un√°nimes, y ah√≠ siguen. Nos referimos a la posici√≥n del cenicero, justo bajo la palanca de cambios, y sobre todo y ante todo, a los asientos, y en especial, a los respaldos. El dise√Īo de estos √ļltimos s√≥lo sirve para personas de 1,55 de estatura o inferior, y aunque se diga que los espa√Īoles somos bajitos, no es para tanto, Estos asientos le quitan buena parte del placer de conducci√≥n al coche, porque no sujetan y adem√°s resultan inc√≥modos en viajes largos.


CONCLUSI√ďN

Respecto al modelo original, el Sport 1430 ha resuelto por completo los problemas de tipo mecánico (carburación, transmisión). También ha ganado en otros detalles: servofreno, alternador con regulación incorporada, lavaparabrisas eléctrico, luces de emergencia. Curiosamente, ha surgido el problema de estabilidad, que es un problema falso, y estamos seguros de que en cuanto se revise el problema de variación de cotas todo volverá a la normalidad. También parece que la cuestión de los faros lleva visos de arreglarse, aunque quizá por el camino de los `extras".

Lo que precisa de una solución inaplazable es lo de los asientos, y en segundo término, un depósito mayor, ponerle funda a la rueda de repuesto, reostato al cuadro y reposicionar el cenicero. Arreglado esto, sin duda le quedarían detalles al coche para aspirar a la perfección, pero serían detalles propios de la personalidad de un coche que, sin duda alguna, la tiene y muy acusada; y al que se le perdonarían cosas que no fuesen las antes citadas a cambio de su prestación, su consumo y su línea.


CARACTER√ćSTICAS T√ČCNICAS

MOTOR:

Posici√≥n: Delantero transversal, inclinado 17¬ļ hacia delante. N√ļmero de cilindros: 4, en l√≠nea. Di√°metro/carrera: 80/71,5 mm. Cilindrada: 1.438 c. c. Potencia fiscal: 10 HP. Material del bloque: fundici√≥n. Material de la culata.: aluminio. Cig√ľe√Īal sobre 5 apoyos.

Carburación: Un carburador vertical de dos cuerpos Weber 32 DMTR-33. con apertura mecánica diferenciada del segundo cuerpo. Bomba de gasolina: Mecánica. Filtro de aire: En seco, de papel.

Lubricaci√≥n. Bomba: De engranajes. Tipo de circuito: Presi√≥n directa a la bancada. N√ļmero y tipo de filtros: Cartucho, en serie. Capacidad total: 4 litros. Cambio de aceite: 3,75 litros.

Refrigeración por líquido: Arrastre ventilador: Motor eléctrico, con mando termostático. Anticongelante: Sí. Circuito hermético: Sí. Capacidad total circuito: 7 litros.

Distribución: Situación válvulas: En culata, paralelas, en línea e inclinadas. Situación árbol de levas: Lateral, en el bloque. Mando árbol de levas: Correa dentada exterior de neopreno. Accionamiento válvulas: Empujadores, varillas y balancines.

Encendido: Delco: Bosch. Bobina: Femsa BD 12-2. Bujías: Bosch.

Rendimiento: Compresión: 9:1. Potencia: 77 CV. DIN a 5.400 r.p.m. Par motor máximo: 11,3 mkg DIN a 3.400 r. p. m..

TRANSMISION:

Embrague: Tipo: Monodisco en seco, de diafragma. Di√°metro del disco: 190 mm. Mando: Mec√°nico, por cable.

Cambio de marchas: N√ļmero de marchas de avance: 4. Sincronizadas: Todas. Relaciones intemas: 1.¬™, 3,583 : 1; 2.¬™,2,235 : 1; 3.¬™,1,455 : 1; 4.¬™, 1,042.: 1.

Grupo y diferencial: Disposición motriz: Tracción delantera, mecánica transversal. Tipo del grupo: Recto belicoidal. Reducción: 3,765:1 (17/64). Desarrollo final de la transmisión: 26,3 km/h. a 1.000 r. p. m. en 4.ª.

BASTIDOR:

Estructura portante: Carrocería monocasco autoportante.

Suspensiones: Delantera: Ruedas independientes, tipo Mac Pherson, con la estabilizadora actuando de tirante diagonal inferior. Tipo de resorte: Muelle helicoidal. Amortiguador: Hidráulico telescópico Casa Riv. Estabilizador: Barra de torsión antibalanceo. Trasera: Ruedas independientes, triángulo transversal inferior y amortiguador solidario. del buje (Mac Pherson). Tipo de resorte: Ballestón transversal, con dos puntos de anclaje. Amortiguador: Hidráulico telescópico Casa-Riv. Estabilizador: Efecto antibalanceo del propio ballestón.

Frenos: Tipo de circuito: Independiente para cada tren. Asistencia: Servo Master-Vac. Dispositivo anti-blocaje: Compensador trasero en función de la carga. Tipo delanteros: Discos. Diámetro: 227 mm. Arca barrida: 874 cm2. Tipo traseros: Tambor. Diámetro: 180 mm. Arca barrida: 339 cm2. Arca barrida por los forros de los cuatro frenos, en total: 1.213 cm2.

Dirección: Tipo: De cremallera. Diámetro de giro: 9,6 metros. Vueltas volante, de tope a tope: 3.4. Arbol de dirección: Articulado. Diámetro externo del volante: 36 cm.

Ruedas: Di√°metro llanta: 13 pulgadas. Anchura garganta llanta: 4,5 pulgadas. Neum√°ticos: Radiales. Medida: 165/70 SR-13. Marca: Michelin ZX.

Equipo eléctrico de 12 voltios. Generador: Alternador Femsa de 480 vatios y 35 amperios. Regulador: Incorporado. Batería: Magneti-Marelli de 45 Ah.

Depósito de combustible: Situación: Posterior central inferior. Capacidad: 30 litros.

CARROCERIA.

Tipo: Coup√©. N√ļmero puertas: 2. Asientos: Delante, dos butacas; detr√°s, forma para dos plazas.

Dimensiones: Batalla: 2,22 metros. Vías: 1,31/1,32 metros (delante/ detrás). Longitud: 3,67 metros. Anchura: 1,55 metros. Altura: 1,25 metros.

Paso: En vac√≠o, y en orden de marcha (seg√ļn cat√°logo): 800 kg. Con dep√≥sito lleno (en b√°scula): 810 kg. Reparto de peso entro ambos trenes (delantero/trasero): 61,0/39,0 por 100 (dep√≥sito lleno).

Equipo: Faros: Kinby rectangulares, de 220 x 130 mm., con lámparas de 45/40 vatios. Limpiaparabrisas: Femsa. Escobillas: Ar-To. Velocidades: Continua e intermitente. Frecuencia: 67 ciclos/minuto, y cada seis segundos. Instrumentación: Veglia-Bressel. Luneta térmica: De serie.


¬∑ Autor: Arturo Andr√©s (AUTOPISTA n¬ļ 973, 16-10-1977)

· Gracias a Colempi por enviar el reportaje.

 

 
 
   
   

 

 

 

 

Otras pruebas relacionadas que puedes leer aquí

 
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 

 

Censo de pruebas del SEAT SPORT 1430 en la prensa del motor española (4)

 

 

 

 SEAT SPORT 1430

 AUTOPISTA N¬ļ 0973 (16-10-77)

añadir al carrito

 
 

 

 SEAT SPORT 1430

 AUTOMOVIL N¬ļ 003 (DICIEMBRE 1977)

 
 

 

 SEAT SPORT 1430

 VELOCIDAD N¬ļ 0840 (15-10-77)

 
 

 

 SEAT SPORT 1430

 REVISTA SEAT N¬ļ 125 (SEPTIEMBRE 1977)

 

 

Comentarios de los lectores: 34
 

 

1. Oscar de Lleida 

30-III-2021: A de A explica el problema de serpenteo y la soluci√≥n final de SEAT y INDUCAR el 6 de Enero de 2016 en su blog ‚ÄúCurvas Enlazadas‚ÄĚ de la revista virtual Km 77 (copio y pego):
‚ÄúEn el primer contacto por la Sierra de Guadarrama, not√© unos movimientos par√°sitos bastante preocupantes: cada vez que la suspensi√≥n jugaba en vertical por efecto de los badenes, el coche tiraba primero para un lado y luego para el otro, cosa que en el 1200 original no ocurr√≠a. Y finalmente se descubri√≥ que, al modificar el utillaje para la incorporaci√≥n del nuevo cambio (origen 128) y del servofreno, uno de los anclajes de la cremallera de direcci√≥n se hab√≠a desplazado, y √©sta quedaba torcida, con una de las dos r√≥tulas de salida casi dos cent√≠metros m√°s alta que la otra. De modo que al jugar la suspensi√≥n, las dos ruedas giraban ligeramente hacia el mismo lado, en un sentido al subir y en el contrario al bajar, dando lugar a un molesto y desconcertante serpenteo en l√≠nea recta, que se incrementaba al frenar y acelerar. Rehacer la estampaci√≥n sal√≠a muy caro, as√≠ que se fabric√≥ un suplemento para uno de los dos anclajes de la cremallera, y se resolvi√≥ el problema.‚ÄĚ

 

 

2. Jose 

Hola, tengo un bocanegra entre mi colecci√≥n de cl√°sicos, creo que cualquier coleccionista que se precie en Espa√Īa debe poseer uno, el m√≠o es un 1430 verde kent de segunda generaci√≥n y la pregunta que me hago leyendo los comentarios:
¬ŅPara qu√© necesit√°is correr? Es un coche que si lo quieres conservar no debes de pasarlo en fr√≠o de la 3500 vueltas y si vas lento mejor, m√°s te ven. Es uno de los coches que tengo que m√°s llama la atenci√≥n. No os piqu√©is con los ni√Īatos que para eso ya est√°n los coches actuales. El m√≠o tiene todo original y veo una aberraci√≥n ponerle la quinta. Estoy de aciredo con Mxhury que hay que conservarlos originales. Salu2.

 

 

3. Mart√≠ 

Hace tiempo escribi un post (3) donde explicava mis experiencias de cuando tuve un bocanegra, despues de 26 a√Īos acabo de recuperar una unidad del mismo color, misma tapiceria i matricula casi igual que el que tuve cuando era mas joven,lastima que el volante que lleva es de 128, en tres dias he venido de Galizia donde lo he comprado hasta cerca de Barcelona pasando por carreteras nacionales i secundarias, con casi ningun contratiempo i se ha portado como un autentico valiente "Larga vida al Bocanegra"

 

 

4. adorna rufin 

podriais indicarme que medidas de difusores y chicles lleva el 124 sport 1.8

 

 

5. david 

Recientemente he comprrado un 1200sport matricula B-DX matriculado el 04 de Enero de 1980 .Ha caido en buenas manos que le haran vivir otra segunda oportunidad .

 

 

6. mart√≠ 

S√≠, fue el primer coche que me compre con 24 a√Īos, era una pasada de maquina, tambien fallo de vez en cuando y al tener familia lo tuve que vender, que pena¬°, era B-5481 DT, alguien sabe como puedo averiguar si este coche existe todavia,supongo que sera question de edad, pero necesito encontrarlo o conseguir otro igual era de un color verde maravilloso, escuhare todas las posible ofertas.

 

 

7. Calero 

Hola a todos. Estoy buscando un bocanegra aunque sea para restaurar. Si alguien sabe de alguno, por favor, escriba a MCalero@ozu.es

 

 

8. yo 

bonito coche y que pocos se ven.aunque no entiendo muy bien como vendian este y el 128 a la vez con los 2 mismos motores y siendo tan similares!aunque bueno viendo ahora la trilogia altea-leon-toledo...creo que lo que le falto al 128 y al bocanegra fue una version mas potente,se de un 128 que en su dia le habian puesto el motor 1800 de un seat 1430 especial y creo que aquello volaba!!!

 

 

9. Mhruxy 

Mejor que la caja de 5 velocidades del Ritmo CLX es acoplarle la del Fura Crono, es m√°s sencilla de adaptar, s√≥lo se necesita el silent-block de √©ste √ļltimo y soldar un peque√Īo suplemento al tirante que se sujeta a la parte superior del vano motor.

Unos DCOE horizontales pueden adaptarse al 1430, pero tampoco creas que ganamos tanto, lo mejor de ese motor es su elasticidad y fiabilidad, pero no es un motor de carreras, no nos enga√Īemos.

La verdad es que yo soy partidario de conservar los 1200/1430 de origen, así es como para mí tienen su verdadero encanto, pero hay que reconocer que este es un modelo muy dado a las preparaciones/personalizaciones.

Cualquier cosa antes que en el desguace, ¬Ņno os parece?

Saludos

 

 

10. jose manuel 

Estimados amigos, a pesar de poseer un magnifico capri sigo con el mono d un bocanegra. Habeis leido el √ļltimo libro publicado? es una maravilla por su rigor. Vosotros/nosotros los forofos podriamos enviar nuestros trucos como el de la famosa 5¬™ marcha, o como colocarle unos pasos de rueda BIEN enmasillados ( va por ti Bocanegra negro con esas pedazo Braid en 205 de goma ), cromados varios, etc.. y tantos otros detalles. Seria factible potenciar el de por si magnifico 1430 con unos dobles 38 Weber? Creo que si todos colaboramos haremos que vuelvan a brillar con luz propia de nuevo. Alguna oferta para mi de alguno?

 

 

 

       Siguientes>>

 

 

Comentarios desde pieldetoro

 

Nombre: 
Email: 
CODIGO DE SEGURIDAD requerido: introduzca el  número 1234 
Comentario: 

Comentarios desde facebook
 
 

 

 

 

¡MAS DE 5.000 REVISTAS ORIGINALES!

Buscar en el texto descriptivo:
Revista: