Se compran revistas de coches antiguas

Ofertas en el email

pieldetoro.net@gmail.com

 

 

 

 

 

 

Citroën Break 3 CV

  

 

 

En nuestro número correspondiente al 22 de abril dábamos la noticia de la presentación a la prensa en un hotel madrileño del Citroen Break 3 CV., un rnevo coche español que venía a sumarse a la gama de Citroën Hispania.

 

Adelantábamos en una información de urgencia las principales características técnicas de este automóvil en espera de poder ofrecer a nuestros lectores los resultados de un test realizado por nosotros mismos.

 

Decíamos ya que el coche Break-3 es una derivación del famoso 2 CV., y es en Francia, en el año 1965, cuando se presenta por primera vez. La versión berlina de este modelo obtuvo únicamente una aceptación mediana. Pero el Break alcanzó rápidamente un claro éxito deshancando a la berlina o Ami-6.

 

 

 

El nombre de Break 3 CV es en Francia el de Ami-6 Break. Por motivos puramente comerciales en España no pudo recibir ese nombre.

 

A la hora de redactar estas líneas no han empezado las entregas del Break 3 CV. Su precio, por tanto, lanzado por Motor Press Union, y aún sin confirmación oficial, es de 112.400 pesetas franco fábrica.

 

Ofrecemos a nuestros lectores la prueba de su hermano francés, que puede servir a los futuros usuarios del español.

 

 

 

El coche más vendido de Francia es el Ami-6. Los «afiches» o carteles cubren todas las paredes, a modo de decoración, de los establecimientos Citroën pregonan contra viento y marea la afirmación anterior. El título: «Ami-6, el coche más vendido en Francia», ha sido conseguido a contrapelo porque no se tiene en cuenta la exportación. Se trata tan sólo de cifras nacionales. Del modelo Ami-6 es su versión berlina o Break la que ostenta el palmarés codiciado. Este es el coche, Break-3, que hace pocas semanas presentó Citroën Hispania.

 

Hacia tiempo —desde el mes de febrero de 1965— que no habíamos probado un Ami. En los últimos tiempos, en especial en 1967, se habían introducido bastantes mejoras en este modelo. Estábamos realmente impacientes por saber cuáles habían sido estas modificaciones. Hemos de destacar para nuestros lectores españoles que el coche escogido dentro de las cinco versiones en que se produce el Ami-6 francés ha sido un Break comercial de cinco plazas.

 

 

 


 
CARACTERISTICAS GENERALOS

 
El motor es bicilíndrico plano, refrigerado por aire, derivado del famoso 2 CV. Tiene una cilindrada de 602 c. c., con una compresión muy moderada de 7,75. La potencia anunciada ha ganado medio caballo, lo que da un total de 26 CV. SAE. Digamos, además, que tiene cuatro velocidades, con la primera sincronizada. La velocidad es de cremallera y los frenos de tambor. La suspensión, directamente heredada del 2 CV., está compuesta por cuatro amortiguadores hidráulicos. Los dos cambios más recientes realizados en el Break francés son la sustitución de la dinamo por un alternador y la adopción de un filtro de aire voluminoso y complicado. Se ha insonorizado la admisión y se ha guarnecido el interior del capot con un paño que reduce al máximo todos los ruidos mecánicos. En cuanto al exterior del coche, no se ha introducido modificación alguna. En el interior el retrovisor se ha colocado por encima del limpiaparabrisas en lugar de en el panel. Lleva también un retrovisor exterior.


 
PERFORMANCES Y CONSUMO

 
Como el berlina y el 2 CV., el Break cuatro plazas lleva neumáticos de 125, mientras que el cinco plazas y el comercial llevas neumáticos de 135. Nuestras pruebas de performances las hemos realizado con los neumáticos de las dos medidas, para comprobar si las velocidades punta anunciadas por el constructor podían ser alcanzadas. Con neumáticos de 125 y una sola persona hemos obtenido una velocidad punta de 107,6 km.-h, y con los neumáticos de 135, 105.6 km-h., o sea un par de km.-h. menos de los anunciados. Con el coche cargado las velocidades alcanzadas son también menores, pero suficientemente importantes como para declarar que nos encontramos ante un coche fuerte.

 

 

 

Sobre la carretera todos conocen ya la forma única de conducir un 2 CV. y un Ami-6: con el acelerador siempre a fondo, aprovechando el menor declive y guardando en todo momento el impulso adquirido. Nada ha cambiado en los modelos de este año, siendo preciso recurrir en muchas ocasiones a la tercera para mantener el régimen de la marcha. Sin embargo, hemos encontrado mejores condiciones para la marcha a bajo régimen y, por consiguiente, reprises más importantes.

 

En cuanto a la aceleración, hemos obtenido los siguientes resultados: en 400 metros, 24 s. 4/5, y en 1.000 metros, 48 s. en salida parada. Con el coche lanzado alcanzamos los 400 metros en 24 s. 3/5 y los 1.000 en 49 s. 1/5.

 

De todas formas, aun teniendo la misma potencia, la misma relación de transmisión y sólo 60 kilos más de peso, el Break está lejos de alcanzar los mismos performances que la berlina.

 

 

 

La caja de cambios en el tablero es suave y de un manejo bastante fácil. El escalonamiento de las marchas es correcto, aunque la primera sea quizá un poco corta y la tercera demasiado larga, pues sube por encima de los 90 km.-h., no muy lejos de la velocidad púnta alcanzada por la cuarta. La sincronización es muy buena, salvo la primera, que rechina siempre, aunque está sincronizada.

 

En cuanto al consumo, hemos obtenido a una velocidad constante un mínimo de 4,5 litros y un máximo, marchando a 103 km.-h., de 7,95 litros. En carretera, marchando casi siempre en tercera y con una velocidad media de 68,5 km.-h., hemos obtenido un consumo importante: 6,9 litros a los cien kilómetros en un recorrido de 200 kilómetros. A una media de 85,3 km.-h., el consumo obtenido es de 7,9 litros, es decir, uno más. Bajo nuestro punto de vista, alcanzar tal consumo con este tipo de coche, aun utilizando a fondo sus posibilidades, no parece excesivo, no justificando en nada el prestigio de sobriedad alcanzado por los Citroën.


 
SEGURIDAD Y CONFORT GENERAL

 
La comodidad de que goza el Break en plena marcha no se puede comparar con ningún otro automóvil. En cualquier viraje las cuatro ruedas permanecen adheridas al suelo, sea cual sea la inclinación del coche. Esto sorprende casi siempre al principio; pero no hay que alarmarse, pues los Citroën toman las curvas de esta forma, aun cuando el piso esté helado, conservando una posición casi ideal. El volante, característico de Citroën, está no muy bien situado, y no recupera con facilidad la línea recta, siendo éste su principal defecto.

 

 

 

En cuanto a los frenos, no soy muy favorables, pues creemos que están un poco duros. Un viaje de larga distancia es por esto difícil, hasta que el conductor no está compenetrado con ellos. Existen en la actualidad soluciones más modernas y cómodas para este problema.

 
Gracias a los cuatro amortiguadores, la suspensión ha sido bastante mejorada, habiéndose evitado el famoso balanceo de delante atrás. Continúan existiendo las inclinaciones laterales; pero en conjunto, el confort adquirido es más que suficiente en un coche de esta cilindrada. Las malas carreteras y los caminos ásperos pueden ser abordados sin ningún tipo de dificultades. Los asientos, si bien son confortables, tienen, en especial el del conductor, un pequeño defecto: es preciso conducir casi formando un ángulo recto con el cuerpo, lo que, en una larga distancia, cansa al conductor.

 

Tanto por la anchura como por la longitud, el Break es un coche espacioso, pudiéndose acomodarse fácilmente tres personas en los asientos traseros.

 

 

 

La sonoridad del coche, como ya decíamos al principio, ha sido bastante mejorada. En resumen, puede calificarse de excelente. Un paño aislante en el capot delantero y un nuevo filtro de aire han sido suficientes los ruidos del motor. De todas formas es un poco ruidoso a alto régimen.

 

El Break ofrece una amplia puerta trasera, pudiendo cargarse el coche por esta parte hasta el techo de la carrocería, ya que dispone de retrovisores exteriores.

 

La presentación del cuadro de mandos es muy moderna, inspirada en el DS.


 
CONCLUSION

 
Gracias a su comodidad y a su volumen útil, el Break Ami-6 —en España simplemente Break 3 CV.— ha desplazado rápidamen a la berlina Ami. Las mejoras introducidas este año han sido en la marcha a bajo régimenn y en la sonorización. El alternador es también un elemento interesante; pero el consumo nos parece demasiado importante por los resultados obtenidos en nuestras pruebas. Por el precio al que se vende este coche debería más cuidado y mejor equipado.

 

 


· Fuente: AUTOPISTA nº 431 (13-mayo-1967)

 

 
 
   

 

 

 

 

Otras pruebas relacionadas

 
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 
   
 
 

Comentarios de los lectores: 10
 

 

1. Florentino

Thor:

La principal, aparte de retoques en carrocería e interior fué sin lugar a dudas la incorporación de frenos de disco en las ruedas delanteras.
Saludos

 

2. Alubias

Thor: pues que el Citroen 8 llvaba otras chapitas donde ponía "Citroen 8" :)

 

3. Thor

Para los entendidos en este modelo, ¿qué diferencias hay con el Citröen 8 familiar aparte de los pilotos? Gracias de antemano

 

4. Alubias

Florentino,

a mí también me parecía más coche el Renault 6, si bien creo que es una opinión subjetiva.
Si miras la comparativa Renault 6 vs. Citroen Dynam, verás que los dos coches quedan muy igualados en todo.

Considero el R6 un coche mucho más serio, confortable, practico, silencioso, agradable de usar en el día a día, duradero (no hay más que ver la cantidad de ellos que quedan)... los Citroen basados en el 2CV son todos un poco como coches de juguete, de esos de hojalata con motor de fricción...
Aún así, me gustan más los modelos de Citroen :)

 

5. Sergito

Allá por los 80, dos hermanos vecinos de mi abuela tenían uno el Break y el otro el berlina. Yo flipaba cuando los veía aparcados en la calle. Si alguien se acuerda y los lee, en Campello, los hermanos Ferrys. Cuando alguno arrancaba, se oía en toda la calle y yo acudía corriendo al balcón para ver cuál era el que estaba en marcha. Sonido diferente totalmente a cualquier otro coche. Saludos.

 

6. Florentino

La denominacion francesa Ami 6 Break no pudo emplearse aqui por razones de registro de patentes y marcas, pues no era el mismo modelo exactamente. En Francia conto con dos mecanicas: el primero, del tipo AMB (1964-1968), equipaba el motor M4, y a partir de mayo de 1968, el AMB-2, la evolucion M-28 con carburadores de doble cuerpo. El automovil vigues empezo tomado el bicilindrico M4 del 2 CV Azam 6, de 23 CV. Se eligio Break 3CV porque, por un lado, cotizaba por tres caballlos fiscales y, por otro lado, porque el anglicismo Break, dada su configuracion de carroceria de cinco puertas, era comercialmente mas vendible. Tmabien la denominacion de la version potenciada Dynam -significa dinamico- fue exclusivamente espanola, ya que en francia siguio llamandose Ami-6 Break (AMB-2).
Me fascinaban y me siguen fascinando estos coches por su diseno de serie de television de los 60 de ciencia ficcion pero el precio era dificilmente justificable. Que costara igual que un R-6 era dificilmente justificable siendo este ultimo mucho mas coche. En cualquier caso eran diferentes a los demas coches (no eran disenos de escuadra y cartabon, "cuadrados")
Saludos
P.D. El diseno era de Don Flaminio Bertoni

 

7. Florentino

La denominacion francesa Ami 6 Break no pudo emplearse aqui por razones de registro de patentes y marcas, pues no era el mismo modelo exactamente. En Francia conto con dos mecanicas: el primero, del tipo AMB (1964-1968), equipaba el motor M4, y a partir de mayo de 1968, el AMB-2, la evolucion M-28 con carburadores de doble cuerpo. El automovil vigues empezo tomado el bicilindrico M4 del 2 CV Azam 6, de 23 CV. Se eligio Break 3CV porque, por un lado, cotizaba por tres caballlos fiscales y, por otro lado, porque el anglicismo Break, dada su configuracion de carroceria de cinco puertas, era comercialmente mas vendible. Tmabien la denominacion de la version potenciada Dynam -significa dinamico- fue exclusivamente espanola, ya que en francia siguio llamandose Ami-6 Break (AMB-2).
Me fascinaban y me siguen fascinando estos coches por su diseno de serie de television de los 60 de ciencia ficcion pero el precio era dificilmente justificable. Que costara igual que un R-6 era dificilmente justificable siendo este ultimo mucho mas coche. En cualquier caso eran diferentes a los demas coches (no eran disenos de escuadra y cartabon, "cuadrados")
Saludos

 

8. S63

Olvidaba decir que unos tíos míos que emigraron a Francia tuvieron, entre otros, un Ami 6 berlina. Sí amigos, este españolito corriente se paseó de pequeño en una de esas bonitas rarezas.

P.D:: ¿qué fue lo que impidió usar el nombre Ami en España?, ¿quién tenía los derechos?

 

9. S63

A pesar de que costaba un poco más de lo que hubiera sido su precio ideal, supuso la posibilidad de acceder a un break por un precio razonable, poniendo al alcance de muchos ese tipo de carrocería.
Hubiera estado bien que llegara a España la berlina, esa con el montante trasero en forma de Z, que a algunos les parece horroroso, pero a mí, sin entusiasmarme, me parece un modelo muy interesante de aquellos tiempos; sí que nos llegó en doble variante berlina y break el Ami 8 (como Citroën 8), con una carrocería original, pero menos atrevida que la del Ami 6 berlina.
Creo que siempre le faltó una variante algo más potente, en Francia no, porque el Ami Súper (un Ami 8 potenciado) ofrecía ese plus de potencia que complementaba perfectamente al bicilíndrico, pero incluso lo que nos ofrecían entonces en España estuvo bien, por mucho que algunos despotriquen injustificadamente de los Ami en general (para gustos, los colores).

 

10. jose

Para mi gusto, el coche mas bonito que jamas ha fabricado Citroën, lástima que ha dia de hoy no se vea casi ninguna unidad por concentraciones.

 

 

      

 

 

Comentarios desde pieldetoro

 

Nombre: 
Email: 
CODIGO DE SEGURIDAD requerido: introduzca el  número 1234 
Comentario: 

Comentarios desde facebook
 
 

 

 

 

¡MAS DE 4.000 REVISTAS ORIGINALES!

Buscar en el texto descriptivo:
Revista: